Comisión de Hacienda de la Cámara aprobó en general el proyecto que busca rebajar en 50% el impuesto a las bencinas

La Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados aprobó esta tarde en general el proyecto que busca rebajar el impuesto específico a las bencinas que ya acumulan 31 semanas consecutivas de alzas.

De acuerdo a Emol, se aprobó la idea de legislar por 5 votos a favor y 3 en contra, y se acordó fijar el plazo hasta el 23 de julio para presentar indicaciones.

Concretamente, el proyecto presentado por el diputado Álvaro Carter (UDI) busca rebajar en 50% el impuesto específico para las gasolinas automotrices y el petróleo diesel, en caso de estado de excepción que afecte el empleo o los ingresos de la ciudadanía. Esta reducción se mantendría hasta que «cese el acontecimiento que lo motivó, así como también sus consecuencias».

En la sesión estuvo presente el ministro de Hacienda Rodrigo Cerda, quien se refirió al Mecanismo de Estabilización de los Combustibles (Mepco), detallando que este «ha permitido rebajar lo que es el impuesto específico a los combustibles (…) nuestra institucionalidad ya tiene una reducción, ya existe conceptualmente y ha estado operando en meses anteriores».

«Si es que no existiera el Mepco que ha permitido rebajar el impacto y paulatinamente», sostuvo. Además aseguró que los ingresos para el Fisco podrían disminuir «en US$1.000 millones la recaudación, e incluso un poco más, en casi de US$1.200 millones, y eso es muy relevante, sobre todo para este año, porque hemos tenido un aumento importante de gasto público sobre todo por el IFE y los bonos».

«Hemos tratado de aumentar las ayudas sociales de forma muy significativa y eso ha llevado que las fuentes de financiamiento sea vía el uso de activos, que puede ser la venta de fondos soberanos, se financia vía la emisión de deuda y además a través de los impuestos», sostuvo Cerda, y agregó que este proyecto «pone en problema las finanzas públicas y compromete recursos que necesitamos para el resto del año».

El secretario de Estado también apeló a problemas constitucionales, argumentando que «imponer, reducir o condonar tributos son facultad exclusiva del Presidente, tenemos problemas en términos de que este articulado pasaría a llevar la constitucionalidad y nuestra Constitución».

En la sesión también habló el diputado Leopoldo Pérez (RN), quien dijo que «este es un proyecto que no va a conducir a ninguna parte porque no tiene una contrapartida, como por ejemplo de dónde se sacarían los US$1.000 millones o US$1.200 millones que se perderían del presupuesto con este proyecto».

Por su parte, Marcelo Schilling (PS) dijo que «la moción parlamentaria no cumple con ninguno de los propósitos que su presentación dice buscar (…) pero votar por la idea de legislar abre una discusión que, a mi juicio, va a permitir hacer este didactismo y este debate con la ciudadanía, no solo entre parlamentarios».

Finalmente, el diputado Miguel Ortiz (DC) señaló que «voy a favor de la idea de legislar el proyecto, que significa tener un cuerpo legal que les sirva a todos y que cumpla el objetivo por el cual se pensó y que la rebaja del impuesto a los combustibles llegue durante los momentos de pandemia».

You May Also Like

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *